Locadelamaceta

Cultivo letras, voz, llaves, y otras plantas de interior.

Derretida

1 comentario

Él me tomó de la mano después de mis evasivas, largas y excusas haciéndome la cool. Consentí, porque es una persona que aprecio y admiro. Los diez soles de las yemas de sus dedos orbitaron los míos.

Me derritió su gesto, he llorado y llorado desde entonces. Lloro por el cinismo helado que se incrustó en mi mirada: este ha sido el año en que me di por vencida en el amor de pareja. Lloro de alivio valiente, encendido y mutuo a prueba de distancia cortés para evitar decepciones. Son lágrimas de hielo cansado.

¿Por vencida? ¡Jamás! No me da miedo que me rompan el corazón. Asusta más lo fácil que es acostumbrarse a no sentir en las sociedades donde nadie se toca.

 

Autor: locadelamaceta

Blogger Libra en tecnicolor. Vive en California, escribe descalza, le rondan dos hijas y tiene un jardín.

Un pensamiento en “Derretida

  1. En mi caso fué haber sucumbido, aquel agosto de dos mil quince me había enamorado, nunca tuve miedo a que me rompiera el corazón, simplemente pasó así como me enamoré también han llegado los desencantos y decepciones, sin embargo no he dejado de quererla, mas aun saber que ha sido al día de hoy el amor de mi vida. he de confesar que también mi actuar ante el amor de pareja que no había experimentado de esta forma ha causado los mismos efectos en la Sra. Martínez.
    nos queremos si, caminamos hoy la misma senda donde somos el resultado de haber sucumbido al amor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s